martes, abril 22, 2008

Hipotenusa

No es muy agradable. Ya sabes, notar que el estómago se te encoge y que los pulmones se hacen más pequeños. Por eso es mejor ser cobarde, ¿verdad? Estirar la manta y taparte la cabeza por las noches. No quere mirar. No ver nada.
Luego está el sudor frío, la boca pastosa. La permanencia de unas palabras dichas a bote pronto. Por poco que guste, es lo que quedará. No valen excusas ingeniadas para enmendar errores. Por eso, la mayoría termina casándose con la novia de siempre, plantando el culo en la misma silla de oficina cada mañana o visitando las salas de cine una vez por semana.
El miedo... Si no se hubiera inventado este regulador de las acciones, tal vez - sólo tal vez - el índice anual de muertes superaría con creces la cifra de nuestros días. Pero también es posible que la hipocresía sólo nos recordara vagamente, y por asociación casi indebida, al lado opuesto del ángulo recto de un triángulo, ¿o era al revés?

Etiquetas:

16 Comments:

Blogger Noelia Jiménez said...

"No valen excusas ingeniadas para enmendar errores. Por eso, la mayoría termina casándose con la novia de siempre, plantando el culo en la misma silla de oficina cada mañana o visitando las salas de cine una vez por semana"... Supongo que por eso siempre termino por mandarlo todo a la mierda. Aunque creo que, en el fondo, es otro modo de cobardía.

Besos.

22/4/08 11:13  
Blogger M. Atitar de la Fuente said...

Ya sabes cual es mi lema: "Sanity is for the weak" ;-)

22/4/08 11:45  
Anonymous Anónimo said...

Hola Covadonga. De vez en cuando entro en tu blog porque me gusta lo que escribes, pero últimamente me tienes un poco preocupado. Te veo muy tristona. Tienes que animarte, vale? (Álvaro).

22/4/08 12:54  
Blogger Covadonga said...

¿Álvaro? Mmmm...
¡Que va! Lo que pasa es que no se me suele dar muy bien eso de escribir cosas alegres. Cuestión de aptitudes, digo yo...
¡Gracias por visitarme!

22/4/08 13:44  
Anonymous Anónimo said...

Bien, Covadonga, vamos a echar para fuera la pena negra, reina mora. Una letrita por soleá a propósito:
"Estoy tan hecha a sufrí
que quiero mis penas,
quiero mis penas,
y ellas me quieren a mí".

Moeh, traduce la última frase, tío, que yo no sé inglés, pero conozco el caló

La condesa de Estraza

22/4/08 20:46  
Anonymous Anónimo said...

Si es por eso vale. Yo tampoco sería capaz de escribir un guión para los teletubbies. Es cuestión de pluma. De pluma, no de "pluma".
De nada. Álvaro.

23/4/08 01:00  
Blogger Covadonga said...

Por cierto, Álvaro, ¿nos conocemos?

23/4/08 13:45  
Anonymous Anónimo said...

Un poquito. Pero no mucho. En Linares. Álvaro.

24/4/08 23:03  
Blogger Covadonga said...

¡Joder! Sospechaba algo... Sinceramente, no doy crédito.
Muchas gracias por leerme, aunque para mí supone una responsabilidad. Y más sabiendo que hace un año también me visitó un tal "Montes" y también me quedé a cuadros.
¡Un saludo!
Por cierto, con la frase del "teletubbie" y la "pluma" ya me empecé yo a orientar... ;)

24/4/08 23:16  
Anonymous Anónimo said...

¿Responsabilidad? Vamos, ni que fuera yo ahora Victor Hugo. Bueno, te dejo que tengo trabajo aún a estas horas, no como otras... Muac. Álvaro.

24/4/08 23:21  
Blogger Covadonga said...

Jajajajaja. Hombre, Víctor Hugo no porque ya no está ni criando malvas, pero me dices que eres Pérez - Reverte y me caigo de culo.
¡Que se te haga leve! ;)

24/4/08 23:32  
Anonymous Anónimo said...

Al lado de Molés sí que eres Víctor Hugo, Álvaro. Y de Gomisuso.

Miguel de Cervantes

25/4/08 09:23  
Anonymous Anónimo said...

Sí, sobre todo si Víctor Hugo era pobre...

25/4/08 13:03  
Blogger Javi Boix said...

Covi!!! eso de meterse debajo de la sábana nada!! a coger el toro por los cuernos, eh¿?

Besazo

25/4/08 18:37  
Blogger almayciudad said...

Me ha gustado tu blog, un placer leerte. Me pasarté por aquí a menudo.

Un saludo.

27/4/08 15:38  
Blogger almayciudad said...

Muchas gracias por pasarte.

28/4/08 11:37  

Publicar un comentario

<< Home